Saltar el menú e ir al contenido

Te encuentras en:
Publicidad
MESA REDONDA DE ALPINISTAS Y PERIODISTAS

Los Piolets d'Or 2017 debatirán sobre la necesidad de aportar pruebas en las actividades alpinísticas de alto nivel

Ante la creciente profesionalización del alpinismo y las dudas sobre algunas actividades, en esta edición tendrá lugar un foro de debate internacional en el que participarán alpinistas y periodistas para hablar sobre la necesidad de aportar pruebas en las actividades alpinísticas de alto nivel. En el eje del debate estarán ascensiones controvertidas de figuras como Cesare Maestri, Tomo Cesen, Herzog-Lachenal, Ueli Steck...

Desnivel.com - Martes, 11 de Abril de 2017 - Actualizado a las 14:38h.

Ueli Steck en la cara sur del Annapurna.
Ueli Steck en la cara sur del Annapurna. (Colección Ueli Steck)

Galería Noticia

  • Ueli Steck en la cara sur del Annapurna. Ueli Steck en la cara sur del Annapurna.
  • Vía seguida por Ueli Steck en la Suroeste del Shisha Pangma Vía seguida por Ueli Steck en la Suroeste del Shisha Pangma
  • Línea de la nueva ruta de Ueli Steck a la cara sur del Annapurna Línea de la nueva ruta de Ueli Steck a la cara sur del Annapurna
  • Los alpinistas premiados con el Piolets D'Or 2014. De izquierda a derecha: Ueli Steck, por su ascensión en solitario a la cara sur del Annapurna; y los canadienses Ian Welsted y Raphael Slawinski por la primera ascensión al K6 Oeste. Los alpinistas premiados con el Piolets D'Or 2014. De izquierda a derecha: Ueli Steck, por su ascensión en solitario a la cara sur del Annapurna; y los canadienses Ian Welsted y Raphael Slawinski por la primera ascensión al K6 Oeste.
  • El alpinista italiano Cesare Maestri en el 2002. El alpinista italiano Cesare Maestri en el 2002.
  • Maurice Herzog en la foto de cima del Annapurna en 1950 Maurice Herzog en la foto de cima del Annapurna en 1950
  • Flecha Ver anterior
  • Flecha Ver siguiente

Los Piolets d'Or 2017 estrenan hoy 11 de abril en Grenoble su programa con una noche dedicada a Lionel Terray, mañana miércoles se entregará el premio por su carrera alpinística a Jeff Lowe.  Y tendrá el jueves día 13 el que seguramente será su momento de máxima expectación. Esa noche comenzará con el anuncio de las ascensiones ganadoras de los Piolets de Oro 2017 –que este año se entregarán en un acto en noviembre– y se completará con una mesa redonda en la que se debatirá acerca de la necesidad de pruebas en las actividades de alpinismo de alto nivel. Durante el debaté se tratarán ascensiones históricas controvertidas, algunas recientes y se planteará si es necesario cambiar las pautas que marcan el espíritu de este premio.

La jornada contará con la presencia y participación de grandes figuras del mundo de la montaña, que debatirán acerca de varias famosas controversias del pasado, protagonizadas por alpinistas como Cesare Maestri, Herzog y Lachenal, Tomo Cesen y... Ueli Steck. La inclusión en este debate de las ascensiones del alpinista suizo al Shisha Pangma y al Annapurna en solitario son lo más sorprendente y polémico, no sólo por el hecho de ser las más recientes y porque su protagonista esté vivo, sino además porque la propia organización de los Piolets d'Or le otorgó su máximo premio en 2014 en un jurado presidido por George Lowe, que tomará parte en el debate.

Los participantes en la mesa redonda estarán moderados por François Carrel. Entre ellos habrá periodistas e historiadores como Kelly Cordes, Jean-Jacques Prieur y Rodolphe Popier, alpinistas como Thomas Huber y Sébastien Ratel, y representantes de instituciones alpinísticas como Christian Trommsdorff (GHM, organizadora de los Piolets d'Or), Lindsay Griffin (American Alpine Journal) y George Lowe (American Alpine Club).

El periodista Rodolphe Popier, colaborador de la Himalayan Database de Elizabeth Hawley, ha realizado intensivas investigaciones sobre las ascensiones de Ueli Steck, de la que ha sacado las conclusiones que detallamos a continuación.

Shisha Pangma (8.027 m), abril de 2011

Ueli Steck ascendió la cara suroeste del Shisha Pangma en 10 horas y media durante la primavera de 2011. Partió el 16 de abril a las 22:30 horas y siguió un itinerario que enlazaba varias rutas preexistentes en esa vertiente: el corredor Girona (Carles Figueres y Pep Permanyer, 1995) y el corredor Wielicki (Krzysztof Wielicki, 1993). A continuación, descendió siguiendo los pasos de bajada de los británicos en 1982 (Roger Baxter-Jones, Alex MacIntyre y Doug Scott).

Rodolphe Popier destaca los siguientes puntos clave, como conclusiones de un trabajo de 25 páginas en que analiza un sinfín de hechos y datos:

1.- Steck no hizo ninguna fotografía de la cima del Shisha Pangma o de cualquier otro punto elevado de la ruta Girona: la única batería de su cámara se agotó en la arista cimera. Steck también llevaba un reloj-altímetro Suunto, un GPS y un teléfono satelital. Ninguno de ellos fue usado para proveer evidencias de haber alcanzado la cumbre. La observación directa de Steck por parte de los miembros del CBA (confirmada) el 17 de abril terminó hacia las 9:30 h a unos 7.290 m al principio de la sección clave de la ruta Girona, y luego empezó de nuevo por la tarde a las 14:20 h a unos 7.100 m, cuando Steck fue visto descendiendo la ruta británica de 1982 desde el Pungpa La. Es imposible saber lo que ocurrió en medio.

2.- En la declaración oficial Steck asegura haber escalado desde unos 7.200 m a las 9:15 h en la cara suroeste hasta los 8.027 m de la cima en 2:25 horas, alcanzándola a las 11:40 h. Dependiendo de la altura precisa de su "punto de salida" intermedio a 7.200 m (parece más cerca de 7.290 m que de 7.200 m) y su pausa para descansar a la salida de la Girona (¿5-10 minutos?), eso significa que Steck tuvo que haber progresado a una velocidad media de entre 300 y 350 metros verticales por hora (m/h) durante toda la sección superior. Eso en una ruta no preparada, sin huella y desconocida para él, incluyendo la sección clave. En comparación, Steck escaló la parte inferior de la vertiente ese día a una velocidad de 147 m/h... ¿Cómo se explica esa drástica aceleración?

3.- Investigaciones centradas en competiciones de trail, estiman que la pendiente ideal para la velocidad vertical se sitúa entre los 20º y los 35º, siendo los 30º los óptimos observados durante las competiciones de Kilómetro Vertical en los Alpes. Aunque esta perspectiva del alpinismo ha recibido poco estudio hasta la fecha, el ritmo más rápido de ascensión en el Himalaya hasta ahora por encima de los 7.000 m estaría entre 250-300 m/h, siempre en laderas rectas de 20º a 40º y en terreno conocido y preparado. Dos excepcions son los 387 y los 555 m/h de Pemba Dorji Sherpa en los 40º de la pared del Lhotse (récords de velocidad del Everest 2003-2004). En el caso del Shisha, la sección de 7.290 m-7.550 m contiene la clave técnica de la ruta, donde Steck todavía tenía la escalada más difícil y lenta por hacer. Desde la salida de la ruta Girona, en la arista a 7.550 m, hasta los 8.027 de la cima, hay unos 1,5 km horizontales para un desnivel positivo de 470 m (media de 17º). Y el ascenso no es una línea recta. ¿Cómo es posible explicar una aceleración tan drástica con esta configuración, a vista?

4.- Steck mencionó en entrevistas que había planeado ese ritmo creciente antes de su partida: ahorrar energía en la parte inferior de la vertiente para ser capaz de explotar en la parte superior, sección clave incluida. Si es verdad, ¿por qué esa estrategia nunca fue mencionada en ninguna de sus publicaciones posteriormente?

5.- En 2011, después de sus sesiones habituales de running por el Khumbu y de una ascensión a la cara norte del Cholatge como aclimatación, se supone que Steck alcanzó una velocidad de entre 300 y 350 m/h en la sección clave y la arista cimera. En 2016, a pesar de tener mayor aclimatación, experiencia previa y compañero sólido (David Göttler), uno puede deducir de los datos de dos fotografías que el par no se movió más rápido de los 100 m/h en la arista cimera. ¿Cómo es posible explicar esa drástica diferencia de velocidad con la ascensión de 2011?

6.- En entrevistas, Steck informó condiciones de nieve dura perfecta en toda la ruta en 2011, como explicación de su velocidad relativamente menos por encima de los 7.300 m en 2016. Sin embargo, en su libro 8000+ (sobre la ascensión de 2011), menciona esas condiciones sólo hasta los 7.300 m. Por encima de ahí, menciona condiciones de hielo y roca en la sección clave, luego nieve hasta el tobillo en la arista cimera, algunas veces hasta las rodillas y en las hondonadas hasta las caderas. ¿Eran esas condiciones tan diferentes de las que encontraron Göttler y él en 2016?

7.- Steck nunca aportó ninguna descripción detallada o consistente del terreno desde el punto de salida de la ruta Girona hasta la cima, o cómo lo escaló en 2011. Entrevistas después de la expedición de 2016 indican que Steck no puede identificar correctamente la cima del Shisha Pangma desde el este, confundiendo un cercano subpico en el extremo occidental de la planicie somital con la cima principal. Si dice que escaló este terreno en 2011, ¿no debería saber que la cima principal se encuentra a cierta distancia de este subpico menor?

Annapurna (8.091 m), octubre de 2013

Dos años más tardes, Ueli Steck volvía a copar todas las portadas de los medios especializados en alpinismo con su ascensión en solitario de la cara sur del Annapurna, en un ataque exprés de 28 horas entre subir y bajar, completando la mítica ruta de Jean-Christophe Lafaille y Pierre Béghin (1992). Una vertiente que unos días más tarde también escalaban Yannick Graziani y Stéphane Benoist en estilo alpino. Las dudas no tardaron en aflorar en este caso.

Rodolphe Popier ha elaborado una investigación de 38 páginas en este caso, que condensa en los siguientes puntos clave:

1.- No existen elementos objetivos directos (tracks de gps, cámara, teléfono satelital, time-lapse nocturno desde el CBA...) o indirectos (luces vistas desde el CBA, huellas...) que prueben que Steck escalara por encima de su vivac durante la noche del 8 al 9 de octubre de 2013. Las observaciones directas de Steck terminaron cuando llegó a su vivac a 6.900 m el 8 de octubre sobre las 17 horas y luego empezaron otra vez el día 9 desde los 6.500 m a primera hora de la mañana, cuando estaba bajando. Los franceses Graziani-Benoist encontraron su vivac dos semanas más tarde, pero no se encontraron signos de paso más arriba.

2.- Los testimonios tanto de Tenji Sherpa como de Ngima Sherpa, de haber visto luces en el headwall y luego bajo la cima en el descenso se contradicen con otros miembros del equipo que también salieron esa noche, una vez incluso al mismo tiempo (Bowie y Tenji hacia medianoche). Ninguno de esos miembros confirmaron haber visto luz alguna esa noche. Por cierto, nadie habló sobre ello la mañana siguiente, antes de ver a Steck descendiendo.

3.- Los elementos temporales de Steck para toda la escalada son intrínsecamente vagos, debido a la falta de mediciones objetivas. Se puede concluir sin embargo, basándose en esos vagos elementos, que Steck es capaz de escalar por encima de 7.000 m de noche tan rápido y tan duro como por debajo de 7.000 m de día, tanto subiendo como bajando. Fue el doble de rápido que las dos cordadas francesas (Béghin-Lafaille 1992 y Benoist-Graziani 2013) en la mitad de abajo de la cara sur de día; en la mitad de arriba de noche, el suizo fue al menos el triple de rápido (los franceses necesitaron dos días y medio sólo para el headwall en 2013 escalando de día; Steck unas 6:45 horas de su vivac hasta la cima).

El tiempo de descenso de Steck desde la cima hasta su vivac (8.091 hasta unos 6.900 m) es de 3 horas, con 8 rápeles con abalakov para todo el headwall (sin dejar ninguno de sus pitones o clavos de hielo)... Graziani-Benoist necesitaron dos días (24 y 25 de octubre) para la misma sección, rapelando todo el headwall con la mayor parte de su material.

4.- Las excepcionales condiciones informadas que se supone permitieron la ascensión no pueden ser confirmadas por la revisión de fotografías: en la tarde del 8 de octubre, y después en la mañana del día 9, no hay signos de una buena capa de neve fino cubriendo el headwall. A pesar de ello, vistas comparadas del principio del headwall muestran mejores condiciones de hielo para el suizo que para los franceses de 2013 (los franceses de 1992 tuvieron de lejos las condiciones más secas).

5.- Existen tres declaraciones contradictorias principales para esa escalada:

  • 4 versiones sobre la cima: en primer lugar, la cima es comprobada gracias al altímetro; en segundo lugar, reemplazando la primera, Steck menciona haberse detenido en la segunda de las tres cornisas cimeras; en tercer lugar, Steck menciona haberse detenido justo en la arista cimera al salir de la cara sur; en cuatro lugar, muestra muchos dibujos de la línea acabando en la antecima oriental.
  • 2 versiones sobre la pérdida de la cámara: una a 6.700 m, la otra a 7.000 m después de alcanzar el headwall.
  • 3 versiones sobre el número de rápeles: 8 a Andreas Kubin, 10 a Manu Rivaud, 4 o 5 a Stephan Siegrist.

6.- A pesar de ser algo muy subjetivo intrínsecamente, se puede mencionar que Steck no manifiesta ningún signo particular de cansancio después de la escalada. Bajando al CBA y después al CB el 9 de octubre. Hizo la misma sesión de running habitual la mañana después con Patitucci. Luego corrió directamente hasta Pokhara el día 11. Sólo en la noche del día 9, Patitucci menciona que Steck se tuvo que ir a la cama antes que sus amigos durante la fiesta organizada en honor de su ascensión.

Información relacionada

Cargando comentarios...

Gracias por su comentario

Haz tu comentario

Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es único responsable de sus comentarios.
  • Desnivel se reserva el derecho a eliminarlos. 
Escribe tu comentario Número de caracteres (1500/1500)

Comentar sin registrarme

Este usuario ya existe. Prueba con otro.

Usuario disponible

Comprobando usuario...

Código de seguridad

Usuario registrado ¿Olvidaste tu contraseña?

publicidad

Publicidad
Publicidad
Publicidad

+ Cultura

Ver todo Cultura

+ Libro

  • Niños jugando en un rocódromo. ¿Jugamos? La mejor manera de empezar a escalar

    ¿Eres profesor de la E.S.O? ¿Entrenador juvenil? Si trabajas con jóvenes y quieres iniciarlos en la escalada, este es tu libro. 60 juegos de iniciación que se pueden realizar con el material de uso frecuente en los centros educativos.

  • Ilustración del libro 'Una gran ascensión' ‘Una gran ascensión’: la montaña para niños

    Cae la noche y se van a la cama: “Os contaré un historia mientras os ponéis el pijama”. (Si sois de los que leen a sus hijos antes de dormir, os interesa el cuento de los animales que se organizan para poner en marcha su primera expedición).

  • Steve House. Steve House: “Soy un punk con crampones. Vivo para escalar”

    Reinhold Messner dice que Steve House está entre los mejores alpinistas del mundo. Para conseguirlo, decidió seguir un camino que muchos cuestionaban con preguntas insolentes: “¿Qué vas a hacer cuando seas viejo y tengas las rodillas machacadas? ¿Estás ahorrando para tu jubilación?”

  • Portada del libro:  La Torre. Una crónica de la escalada y la controversia en el Cerro Torre, por Kelly Cordes Una crónica de la escalada y la controversia en el Cerro Torre

    No hay tantas montañas que puedan contarnos la historia del alpinismo y su evolución en sí mismas. No hay tantas montañas que nos hablen de nuestro impacto en la historia o que nos hagan preguntarnos ¿qué es lo más importante la cumbre o la escalada? No hay tantas montañas que entre su hielo y su roca encierren una polémica que dura casi cincuenta años.

  • Portada del libro 'Una aproximación' por Josep Maria Cuenca. Finalista del Premio Desnivel de Literatura 2016 Josep Maria Cuenca: "Arriesgarse por lo que uno quiere me parece la mejor manera posible de vivir"

    Esta novela, finalista del Premio Desnivel de Literatura 2016 y prologada por Juanjo San Sebastián, tiene entre sus múltiples riquezas que es una historia de personas, de amistad y de un momento social de cambio en el mundo de la montaña y la escalada.

Ver todo Libro
En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información de montaña y escalada, actualizada diariamente y abierta a todos los que nos visitáis. Puedes contribuir al mantenimiento de este medio usando la Librería Desnivel para tus compras habituales de libros y guías o subscribiéndote a nuestras revistas (también te las ofrecemos en formato digital). Gracias por vuestro apoyo.
Siguenos en: | Twitter | Facebook | Youtube | RSS |

  • desnivel
  • escalar
  • grandes espacios
  • outdoor

© Ediciones Desnivel SL.,
Work
Calle San Victorino, 8
28025 Madrid -
Tfno.
Work Suscripciones 91 360 22 69 - Centralita 91 360 22 42
© Librería Desnivel,
Work
C/Plaza Matute 6
28012 Madrid -
Tfno.
Work 91 369 42 90
- Abrimos las 24h en www.libreriadesnivel.com