Saltar el menú e ir al contenido

Te encuentras en:
Publicidad
TENÍA 94 AÑOS

Fallece Erich Abram, el último superviviente de la primera al K2

El alpinista surtirolés de 94 años fue uno de los miembros importantes de la expedición de 1954 en la que Lino Lacedelli y Achille Compagnoni lograron la primera ascensión a la segunda montaña más alta del planeta.

Desnivel.com - Viernes, 20 de Enero de 2017 - Actualizado a las 09:00h.

Erich Abram y Walter Bonatti, durante la expedición al K2 de 1954
Erich Abram y Walter Bonatti, durante la expedición al K2 de 1954

Galería Noticia

  • Erich Abram y Walter Bonatti, durante la expedición al K2 de 1954 Erich Abram y Walter Bonatti, durante la expedición al K2 de 1954

Erich Abram (Vipiteno, 13 de junio de 1922 - Bolzano, 16 de enero de 2017) fallecía el lunes después de una larga enfermedad. Con su muerte, ya no queda con vida ninguno de los 13 alpinistas que formaron parte de la expedición italiana que realizó la histórica primera ascensión del K2 (8.611 m) en 1954. Curiosidades del destino, no había pasado ni un mes del fallecimiento del último de sus compañeros, Ugo Angelino, el 23 de diciembre pasado a los 93.

Un hombre discreto, protagonista en el K2

Quienes le conocían, dicen de él que siempre fue un hombre discreto, alejado de todo protagonismo y del revuelo mediático que afectó a algunos de sus compeñeros. El papel de Erich Abram en la expedición liderada por Ardito Desio al K2 fue de relevancia capital. Quizás no desde el punto estrictamente alpinístico, pero sí desde la perspectiva de la logística más imprescindible.

Junto con Walter Bonatti y el porteador pakistaní Amir Mahdi, fueron los responsables de subir hasta el último campamento de altura las botellas de oxígeno que utilizarían Lino Lacedelli y Achille Compagnoni en su ataque a la cumbre del 31 de julio. Inmediatamente después, descendió al Campo VIII, justo antes del famoso vivac que Bonatti y Mahdi tuvieron que soportar a 8.100 m.

Además de esa tarea, las crónicas de la época cuentan también que Erich Abram llevó el peso de la fijación de las cuerdas en la Pirámide Negra, un difícil tramo rocoso situado justo por debajo de los 7.000 metros.

Guía de montaña y piloto de rescate

El alpinista surtirolés, que en el momento de la expedición al K2 contaba 32 años, era guía alpino desde 1954 y un fuerte escalador. A su regreso a Italia después de la gesta en el Karakórum, retomó la escalada en roca y se inició en el pilotaje de helicópteros hasta convertirse en un experto piloto de rescate. Una actividad que no sólo desarrolló en las montañas italianas sino que lo llevó a otros países, especialmente Sudán y Argelia.

En su juventud, había estudiado en Innsbruck, donde se inició en la escalada a los 14 años en el Kaisergebirge. A los 16 resolvía vías de hasta VI grado (1938). Durante la Segunda Guerra Mundial estuvo integrado en los Alpini, el grupo de montaña del ejército italiano, combatiendo en el Cáucaso, Checoslovaquia, Grecia e incluso la Unión Soviética, donde fue hecho prisionero hasta 1947.

Algunas de sus aperturas en Dolomitas se han convertido en clásicas con el tiempo, especialmente el Spigolo Sud del Piz Ciavazes (Gruppo del Sella, 1953) y la pared Nordovest del Sass Pordoi (1953). En 1955, intentó la ascensión directa de la cara este del Grand Capucin con Toni Egger; y en 1961, consiguió culminar la escalada del gran diedro a la derecha de la vía Comici-Dimai a la cara norte de la Cima Grande di Lavaredo con Sepp Schrott.

En 2012 puso sus memorias por escrito en el libro titulado Erich Abram, un alpinista bolzanino, que escribió en colaboración con Augusto Golin.

Primera al K2 y de las controversias que surgieron

K2

K2. Historia de un caso

por Walter Bonatti

¿Qué ocurrió exactamente durante la noche del 30 de julio de 1954 entre los campos VIII y IX de la vía de los Abruzos al K2 (Pakistán, 8.616 m), donde la expedición italiana luchaba por conseguir el primer ascenso a la "montaña de las montañas"?


Uno de los grandes clásicos de la literatura de montaña

K2. El nudo infinito

por Kurt Diemberger

K2 El nudo infinito es uno de los grandes clásicos de la literatura de montaña. Con esta nueva edición -veintidós años después de su publicación por primera vez en España- volvemos a revivir la historia de fascinación poderosa, que une para siempre el destino de dos personas a una bella e inaccesible montaña.

publicidad

Publicidad
Publicidad
Publicidad

Información relacionada

+ Alpinistas

Ver todo Alpinistas
Cargando comentarios...

Gracias por su comentario

Haz tu comentario

Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es único responsable de sus comentarios.
  • Desnivel se reserva el derecho a eliminarlos. 
Escribe tu comentario Número de caracteres (500/500)

Comentar sin registrarme

Este usuario ya existe. Prueba con otro.

Usuario disponible

Comprobando usuario...

Código de seguridad

Usuario registrado ¿Olvidaste tu contraseña?

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información de montaña y escalada, actualizada diariamente y abierta a todos los que nos visitáis. Puedes contribuir al mantenimiento de este medio usando la Librería Desnivel para tus compras habituales de libros y guías o subscribiéndote a nuestras revistas (también te las ofrecemos en formato digital). Gracias por vuestro apoyo.
Siguenos en: | Twitter | Facebook | Youtube | RSS |

  • desnivel
  • escalar
  • grandes espacios
  • outdoor

© Ediciones Desnivel SL.,
Work
Calle San Victorino, 8
28025 Madrid -
Tfno.
Work Suscripciones 91 360 22 69 - Centralita 91 360 22 42
© Librería Desnivel,
Work
C/Plaza Matute 6
28012 Madrid -
Tfno.
Work 91 369 42 90
- Abrimos las 24h en www.libreriadesnivel.com