Buscador
Te encuentras en:
SEGURO A TODO RIESGO

Entrevista a Juan Ignacio Pérez

La Asociación de Empresas de Turismo Deportivo de Aragón se constituyó en 1996 con la intención de poner orden en un mercado que crecía rápidamente y despendolado. Su presidente nos enseña las claves de su funcionamiento.

Martes, 9 de Octubre de 2001 - Actualizado a las 01:47h.

Comenta, vota y comparte esta noticia comentarios | votos
Facebook Twitter Mail Imprimir noticia
Juan Ignacio Pérez. Foto: Sergio de UñaJuan Ignacio Pérez. Foto: Sergio de Uña

No se sabe muy bien qué fue lo primero, si la demanda o la oferta de actividades «de aventura» en la naturaleza; el caso es que en poco más de diez años, lo que en origen fue una forma de ir tirando se ha convertido en la forma principal de ganarse la vida para muchas personas del Pirineo, y especialmente del Pirineo aragonés. Y también es el caso que, como cualquier actividad recién nacida y que crece de forma desmañada, fue terreno abonado para la picaresca y el lucro acelerado sin reparar en consecuencias. Hartos de que los justos pagaran los desmanes de los pecadores, unas pocas empresas de turismo de aventura de Aragón decidieron unirse para poner coto a los desmanes y ofrecer al público unos servicios con la calidad que se estaban demandando en otros sectores turísticos. Y van camino de lograrlo tras conseguir que la administración aragonesa pusiera orden en el mercado de la aventura con un decreto que puede convertirse en modelo a seguir para otras regiones.
 
¿El hecho de que la Asociación crezca regularmente y sin bajas significa que el mercado se ha estabilizado?
Pienso que sí. Pero nuestro crecimiento, además de por la estabilización del mercado –y está mal que lo diga yo– se debe también a que hemos conseguido todos los objetivos que nos propusimos cuando fundamos la AETD, y a que los empresarios del sector comprueban las ventajas de estar dentro de la Asociación. Y la propia Administración siempre nos ha apoyado.

¿Gozáis de un trato de favor de la Dirección General de Turismo de Aragón?
No, sólo es el reconocimiento a nuestra constancia, nuestro esfuerzo y nuestra dedicación en el desarrollo del turismo deportivo en Aragón.

¿Cuánto habéis conseguido de aquellos objetivos que aparecían en el acta fundacional de la asociación?
Creo que hemos conseguido todos. El primero de ellos, que era ser reconocidos como sector turístico, ya es un hecho. El intrusismo y la economía sumergida que existían en este mercado entonces –había muchas empresas que se instalaban unos meses y desaparecían después sin estar regulados– también lo hemos parado, aunque no quiero mentir: esas empresas siguen existiendo. En este sentido falta mucho por trabajar y no hay que bajar la guardia. En el terreno de la competencia desleal es donde posiblemente hemos conseguido más éxitos. Y por fin, hemos logrado que la siniestrabilidad en las actividades de montaña no nos salpique. El Decreto de Regulación de Empresas de Turismo de Aventura es la mejor señal de lo primero, y que los periódicos no impliquen ya a las empresas cada vez que hay un accidente en Pirineos es señal inequívoca de que estamos consiguiendo lo segundo, porque lo que está fuera de duda es que la siniestrabilidad en las actividades organizadas y dirigidas por empresas es muy baja.

Sin embargo, hay deportistas que acusan a las empresas de ser los responsables de muchos accidentes porque embarcan a la gente inexperta en aventuras por encima de sus posibilidades. 
Rotundamente no, y es comprobable. Lo que si puede ocurrir es que aumenten las visitas por la promoción que damos, y cuando aumenta el número de practicantes aumenta estadísticamente el riesgo de accidente. Pero las empresas nunca van por encima de las posibilidades de los clientes. El que diga lo contrario es un osado. Normalmente los accidentes sobrevienen en grupos guiados por un amigo experto –de forma altruista o cobrando, vete a saber– , y cuando eso sucede ¿a qué te agarras? La información veraz es cada día más importante, y esto es aplicable a la propia protección de la naturaleza; para protegerla hace falta conocerla, y ¿quién la conoce mejor que las empresas y sus guías que están todos los días en ella?

Hay temor entre los deportistas «de a pie», de que las empresas de turismo monopolicen instalaciones como los refugios, o que, como puede pasar en Guara, si se establecen limitaciones de acceso a sus cañones, las empresas se hagan con la mayoría de los permisos. ¿Es un temor infundado?
Yo creo que sí. En la Asociación sólo hay tres o cuatro empresas especializadas en alta montaña y que, por lo tanto, hacen uso de los refugios, y es difícil que acaparen todas las plazas disponibles en Aragón, que son muchas. Además, nuestra Constitución garantiza el libre mercado, y si las empresas reservan una plaza en un refugio es como hacerlo en un hotel. Todos los usuarios, particulares o empresas, tienen derecho a hacer sus reservas. En cuanto a lo del aforo de Guara, estamos en lo mismo, no creo que toda la capacidad del entorno la vayan a acaparar las empresas. La única manera de que en el futuro tengamos una sonestibilidad del territorio es, precisamente , crear un tejido empresarial con un control constante.

Un estudio del Instituto Catalán de la Mediterrania alerta sobre el peligro de confiar el desarrollo de las áreas de montaña al turismo en exclusiva. Y augura que si no se cambia el modelo turístico actual, la «oferta» natural se agotará. 
Creo que todavía no hay datos suficientes para poder sacar conclusiones de este tipo. Somos un sector tan joven que todavía no tenemos capacidad para analizar la situación, pero en todo caso será la propia industria turística la que actuará para evitar el agotamiento de los recursos. La palabra más repetida en todos los congresos de turismo es sostenibilidad. Somos plenamente conscientes de que no podemos matar la gallina de los huevos de oro. Ya hay limitaciones en algunos espacios naturales y habrá más, y nosotros, como empresas, tendremos que acatarlas e, incluso, promoverlas. Los valles del Pirineo tienen derecho al desarrollo, pero a un desarrollo sostenible, y ésta es una de nuestras máximas. La demostración de que digo la verdad se encuentra en el decreto que hemos citado: que la Asociación haya apoyado una norma que impone ciertas limitaciones –incluso algunas que van contra los intereses de sus socios– debe entenderse así.

Un argumento que usan las empresas de turismo deportivo con mucha frecuencia es que han frenado el despoblamiento del alto Pirineo ¿Cuánto hay de cierto en esto?
No es un mérito exclusivo nuestro. Nosotros sólo somos un eslabón más, pero es evidente que el turismo ha contribuido, y mucho, a que la población de los altos valles del Pirineo no se vaya. Mi caso es éste. Yo nací en un pequeño pueblo del valle de Tena, Tramacastilla, y sigo en él porque he encontrado mi medio de vida creando mi propia empresa de turismo, y ésta es también la experiencia de muchos otros altoaragoneses que en esta actividad y en otras relacionadas con el turismo han encontrado su forma de vida. 

La estacionalidad del turismo activo es un impedimento importante para su definitiva instalación en la industria turística, y terminar con ella uno de vuestros objetivos principales. ¿Cómo está el asunto?
Hemos conseguido bastante y, curiosamente, quien más se está beneficiando de ello es la industria de turismo «clásico». Te explico: en el valle de Tena, por ejemplo, se construyeron muchos hoteles y alojamientos para acoger a los esquiadores. Estas instalaciones abrían –en el mejor de los casos– cuatro meses en invierno y un mes en verano. Al principio estos empresarios no creían en nosotros porque argumentaban que llevábamos un tipo de clientes que no tenían un duro en el bolsillo, y ahora han comprobado que no es así. Recuerdo lo que me dijo un director general de turismo de Aragón: «el turismo deportivo es una actividad complementaria», y ahora estoy seguro de que estamos cerca de ser el recurso principal. Hemos pasado de no contar como agentes turísticos a tener un atributo, un beneficio añadido del destino turístico.

¿Ha cambiado mucho el mercado del turismo deportivo en estos últimos años?
Sí, aparte de que hay mucha más oferta de empresas, han sucedido dos acontecimientos que nos han hecho mucho daño, entre comillas: hemos perdido a un numeroso público escolar con la reforma educativa de la Educación Secundaria Obligatoria (ESO), porque antes los escolares viajaban a los 14 años y ahora lo hacen con 16 y cambian el destino deportivo dentro de España por viajes al extranjero; y en segundo lugar, –aunque parezca mentira– los parques temáticos como Port Aventura y Terra Mítica entre otros, nos han restado mucho público joven.

No hace mucho, alguien me dijo que, para sobrevivir, las empresas de turismo activo muy especializadas deberían ofrecer servicios turísticos plenos. Es decir, más turísticas y menos activas.
Los especialistas no van a desaparecer –aunque este segmento de mercado que demanda actividades muy especializadas es muy limitada en algunas zonas y en algunos casos puede ser la solución–, pero otro tipo de empresas sí van a verse obligadas a abrir su abanico de posibilidades, a diversificar el producto que ofrecen para atraer y satisfacer a más público; no sé… combinar actividades deportivas suaves –senderismo, excursiones a caballo, etcétera– con otras lúdicas o culturales, sin que por ello deje de ser un tipo de turismo «activo».

Si el adjetivo «activo» parece que se impone, ¿por qué la Asociación es de turismo «deportivo»?
Le pusimos nombre en 1996, y en estos cinco años el mercado ha cambiado mucho. Entonces la calificamos de deportiva porque no queríamos que participara nadie que no hiciera realmente turismo deportivo. Hoy no pondríamos «deportivo», y de hecho el nombre nos ha dado algunos problemas porque nos hemos tenido que someter a legislación de deportes, y ese área se dedica a la promoción y fomento deportivo mientras que nuestro trabajo es netamente turístico. Aunque en algunos casos, como el de las titulaciones de los guías y monitores, tenemos que ir a caballo entre las consejerías de turismo y de deportes.

Hace un año justo que se aprobó en Aragón un decreto que regula las actividades de las empresas de turismo activo, y la Asociación tuvo que ver mucho en su redacción ¿no es así?
R.- En efecto, las empresas de turismo activo de Aragón –las serias, naturalmente– necesitábamos este decreto porque estábamos indefensos frente al intrusismo y a la competencia desleal y queríamos prestar el mejor servicio posible a nuestros clientes y que estos supieran que trataban con empresas con garantía. A corto plazo, el decreto va a ser un lastre, pero a medio plazo va a ser beneficioso, porque nosotros tenemos que ir hacia la calidad total que es lo que demanda la sociedad en este momento. De hecho nuestra Asociación ya ha presentado a la Comunidad aragonesa un proyecto de calidad, ya que el turismo deportivo es el único sector turístico que no tiene un plan de calidad a nivel estatal. Plan de calidad tienen los hoteles, las estaciones de esquí, los cámpings y las casas de turismo rural, pero no el turismo activo.

¿Qué necesitáis para que os lo den?
Nos han recomendado que constituyamos una confederación estatal de asociaciones de empresas, y ya hemos tenido reuniones en esa dirección, pero hay muchas diferencias en el desarrollo asociativo entre comunidades. Puedo decir –y no es vanidad– que Aragón está bien asentada y con una identidad muy clara en este sector, pero otras o no lo tienen desarrollado o tienen varias asociaciones que van por libre o agrupan a empresas que no tienen que ver con el turismo deportivo. Pero bueno, todo es cuestión de trabajo.

¿Cuáles son las mayores dificultades que se encuentran las empresas de Aragón para adaptarse a lo que exige el decreto?
Principalmente económicas y de gestión, pero la Comunidad de Aragón sabe que estamos en el mismo barco y ha insinuado que habrá ayudas para las empresas que tengan dificultades de este tipo.

¿Cuándo se pondrá en marcha efectivamente el decreto?
El decreto entró en vigor en noviembre del año pasado, pero aún estamos en periodo de adaptación. Este verano será un periodo de transición y de prueba, y, con toda probabilidad, la Asociación hará un chequeo del nivel de cumplimiento de las empresas asociadas cuando termine la temporada. De esta forma será requisito indispensable cumplir el Decreto para mantenerse dentro de la AETDA.

¿No temes que suceda como en Galicia, donde un decreto similar provocó la desaparición de empresas de turismo activo?
No. Por supuesto, va a haber una pequeña purga y las empresas tendrán que hacer un sobre esfuerzo, pero a la larga va a ser beneficioso para todos. Y de todas formas, hay cierto margen para rectificar, para acomodar el decreto a la práctica real.

¿Tienes cifras del volumen de negocio total que mueven las empresas que pertenecen a la Asociación?
No tenemos cifras exactas, y es una pena porque es sumamente importante que las conozcamos. Yo estimo que rondamos los 800 millones de pesetas, con unos 250 puestos de trabajo, y unos 250.000 clientes. Y lo que es más importante: por cada peseta que obtiene una empresa de turismo activo, el entorno donde se mueve consigue de forma indirecta tres. Espero que cuando el sector se estabilice –y el Decreto sin duda va a ayudar mucho– podamos obtener esta información. 

¿Qué relación tiene la Asociación con empresas de otras comunidades que desarrollan su trabajo en Aragón?
Nosotros no nos oponemos a que una empresa de Madrid, de Valencia o de Francia venga al Pirineo aragonés a trabajar, lo que sí exigimos es que esa empresa se dé de alta aquí, que pague sus impuestos y que tenga el mismo trato fiscal y legal que las aragonesas. Y si no se instala aquí pero supera siete días de estancia en una temporada estará obligada a inscribirse en el Registro de Empresa de Aragón. Si no, sería competencia desleal , ¿no?

¿Conocéis la opinión de esas empresas no aragonesas?
No la conocemos a fondo. Sí hemos detectado que las empresas francesas están muy preocupadas y ya sabemos de varias que tienen intención de inscribirse en Aragón, y nos parece muy bien, y es lo que deben hacer. 

Es inevitable traer a cuento el accidente sufrido recientemente por dos niños en Barcelona mientras hacían una tirolina. ¿Crees que va a tener consecuencias en el turismo deportivo de este verano?
Una tragedia de este calibre, y más siendo niños las víctimas, siempre tiene efectos sobre el mercado, sobre todo entre los campamentos juveniles: habrá padres que no dejarán a sus niños ir, y campamentos que retirarán las actividades «de aventura» de su programa. A nuestro sector le toca tranquilizar el mercado porque entendemos que cuando se hacen las cosas de una forma profesional es nuestra obligación dar garantías.

Por último, ¿qué consejos darías a un turista que este año quiere pasar unos días activos en Pirineos y va a contratar servicios en alguna empresa?
Lo más importante es que decida antes de salir de casa dónde va a ir y qué quiere hacer. Después, informarse de las empresas que cubren ese área y finalmente comprobar que la empresa elegida tiene todo en regla y a la vista, que tenga un folleto donde venga claramente explicado qué hace y cómo lo hace, las condiciones de contratación, el seguro de responsabilidad civil, si tiene derecho a seguro de asistencia, etcétera. Nunca hay que elegir la empresa por el precio, en los dos sentidos, ni la más barata porque es la que mi economía me permite, ni la más cara porque es la que lo hace mejor. Hay que entrar sin complejos e informase previamente de todos los aspectos que se relacionan con los servicios que le van a ser prestados: titulación de los monitores, actuación en caso de accidente, seguros, etcétera. 

Volver a portadilla

En Desnivel.com te ofrecemos gratuitamente la mejor información de montaña y escalada, actualizada diariamente y abierta a todos los que nos visitáis. Puedes contribuir al mantenimiento de este medio usando la Librería Desnivel para tus compras habituales de libros y guías o subscribiéndote a nuestras revistas (también te las ofrecemos en formato digital). Gracias por vuestro apoyo.
Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información
Cargando comentarios...

Gracias por su comentario

Haz tu comentario

Condiciones de uso

  • No están permitidos los comentarios no acordes a la temática o que atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos, calumniadores, infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros.
  • El usuario es único responsable de sus comentarios.
  • Desnivel se reserva el derecho a eliminarlos. 
Escribe tu comentario Número de caracteres (500/500)

Comentar sin registrarme

Este usuario ya existe. Prueba con otro.

Usuario disponible

Comprobando usuario...

Código de seguridad

Usuario registrado ¿Olvidaste tu contraseña?

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Literatura de montaña

  • Estrellas y borrascas Gaston Rébuffat Estrellas y borrascas es el relato de la ascensión del guía Gaston Rébuffat de las...
  • Cuando la luna cambie Juanjo San Sebastián En 1986 un grupo de montañeros y amigos se embarcan en una expedición al lejano...
Publicidad

+ Personajes [no usar]

Ver todo Personajes [no usar]
  • Chris Sharma y Stefan Glowacz en los preparativos de su proyecto "Into the light" Reproducir Chris Sharma y Stefan Glowacz abren el segundo techo más grande del mundo en Omán El estadounidense y el alemán escalaron por primera vez el techo de la caverna Majlis al Jinn (Omán), de 160 metros de profundidad, a través de Into the light, una vía de 13 largos con dificultades sostenidas entre 7c+ y 8b+.
  • A sus 66 años el legendario corredor italiano Marco Olmo quedó tercero en el Sahara Marathon 2014 Reproducir Sahara Marathon 2014 en imágenes La experiencia en imágenes de la carrera en solidaridad con el pueblo saharaui, celebrada el pasado febrero en Tinduf, Argelia, cuyos beneficios han sido destinados a proyectos de ayuda a este colectivo.
  • Adam Ondra durante la apertura de 'To tu jeste nebylo' 9a de Labák (Rep. Checa) en 2012 Reproducir Adam Ondra y su rutina: un par de 9a's y 8c a vista ¿En qué anda el checo últimamente? Desde principios de febrero ha hecho la primera de Todos los santos 9a en Roc Galliner, y ha repetido Napalm in the morning 9a en Adlitzgraben (Austria), donde también ha hecho Selbst ist das kind 8c a vista.
  • Oriol Cardona  segundo en categoría junior masculina Vertical Race, campeonatos Europa Esquí de Montaña, Font Blanca, Andorra 2014 Primeras medallas españolas en el Campeonato de Europa de esquí de montaña El primer día de competición, celebrado el viernes, nos dejó los primeros metales para la delegación española, jornada en la que se disputó la Vertical Race. El equipo masculino italiano arrasó, copando los tres primeros lugares del podio en categoría senior masculina.
  • Chaleco Aleskya Protection con sistema de airbag, de Mammut. ISPO2014 ISPO 2014: galardonados los productos más innovadores (IV) La 74º edición de la feria alemana Ispo Múnich de los deportes de invierno cierra sus puertas con optimismo, se han vuelto a batir récord de visitantes y expositores y el balance es positivo. Os contamos cuáles han sido algunos de los productos más destacados, galardonados con un Ispo Award.
  • Aconcagua Los 13x6500 m de los Andes La cordillera de los Andes cuenta con 13 montañas por encima de los 6.500 metros. Una alternativa menos masificada y llena de aventura para los alpinistas que buscan ascender grandes picos. Los repasamos con nuestro colaborador Pablo Lukach.
Siguenos en: | Twitter | Facebook | Youtube | RSS |

  • desnivel
  • escalar
  • grandes espacios
  • outdoor

© Ediciones Desnivel SL.,
Work
Calle San Victorino, 8
28025 Madrid -
Tfno.
Work Suscripciones 91 360 22 69 - Centralita 91 360 22 42
© Librería Desnivel,
Work
C/Plaza Matute 6
28012 Madrid -
Tfno.
Work 91 369 42 90
- Abrimos las 24h en www.libreriadesnivel.com